Gnu/Linux‎ > ‎Información‎ > ‎

Rumores falsos sobre GNU/Linux y el Software Libre

publicado a la‎(s)‎ 5 ene. 2015 5:32 por Juan Jose Ramirez Lama

FUD: Técnica de mercadotecnia consistente en lanzar una campaña de calumnias y difamaciones con el objetivo de crear desconfianza, incertidumbre y duda en los productos de una organización rival. El término FUD (Fear, Uncertainty, Doubt) se traduce como Miedos, Incertidumbre, Duda. En torno al Software Libre existen varios de estos FUDs creados por empresas multinacionales, que ven a esta tecnología como un gran competidor.

Algunos de estos FUDs:

No hay control de los desarrollos. FALSO. Existe control total de privilegios, versiones, incidencias, errores, etc. mediante software especializado, y a través de Internet las empresas, instituciones y usuarios normales y profesionales emiten incidencias y propuestas de mejoras de forma eficaz y rápida. Cuando varios programadores dan varias soluciones a un mismo problema, el sistema de control que está compuesto por los miembros responsables solo aceptará el más idóneo y que mejor esté diseñado.

No se garantiza su funcionamiento. FALSO. La comunidad efectúa pruebas constantemente y las detecciones de errores son instantáneas. Se han llegado a corregir errores en cuestión de segundos, cosa que grandes multinacionales norteamericanas no podrían. Esto garantiza mínimamente un funcionamiento normal. Es curioso el hecho de que en las licencias de uso de ciertas empresas como Microsoft no se garantiza el funcionamiento de su software, cosa que pone expresamente en dichas licencias de contrato; por lo tanto no se le puede exigir a uno un funcionamiento 100% correcto y no al otro, que encima es de pago. Es de todos conocido las pérdidas que ocasiona el software de esa multinacional cuando se “cae” el sistema o es atacado por virus, debido a su falta de seguridad. El software libre puede no obstante tener garantía de soporte como servicio ofrecido por empresas como ANDALUX.

Sujeto a derechos de propiedad intelectual o patentes. FALSO. Todo el software libre se hace teniendo en cuenta esa limitación, pues el código fuente está al alcance de todos y es fácil demostrar o no si se ha copiado. Añadir aquí que todas las empresas de software que están apoyando al Software Libre han donado sus patentes y derechos de propiedad a la comunidad, siempre que su uso siga la misma filosofía, como así promueve dicha comunidad desde sus inicios. En cambio todos conocemos que algunas empresas de software privado han copiado desarrollos propios de otras empresas o particulares, que han sido demandadas por apropiación intelectual, con pago de multas multimillonarias.

No va a ser gratis siempre. FALSO. El uso del software libre esta libre de recargos en cuanto a licencias de uso, de por vida, por lo tanto se puede copiar y distribuir gratuitamente tantas veces se desee, porque así está expresado en las licencias libres que acompañan a todo programa libre. Los desarrollos que surjan de ese software, también deben ser libres. Otra cosa es que ciertas empresas cobren una pequeña cantidad, que suele ser en concepto de empaquetado, edición de algún manual, inclusión de los discos que se acompañan en la caja, etc, como es lógico.

La gente lo desconoce. FALSO. Ya no es una excusa para no saber lo que es el Software Libre, debido a la gran cantidad de información existente en Internet y a la actualización lenta pero inevitable que los técnicos informáticos de todo el mundo están realizando hacia este nuevo sistema. Están apareciendo empresas, como ANDALUX, que ofrecen formación y recursos técnicos en todos estos temas. Las instituciones y políticos de todo el mundo están tomando conciencia del asunto, y están favoreciendo su desarrollo e implantación, como la Junta de Andalucía con su GuadaLinEX.

El Software Libre renuncia a la propiedad intelectual. FALSO. El derecho inalienable del autor a decidir en qué forma ha de ser divulgada su obra, hace que el autor pueda hacer lo que él entienda conveniente. Las licencias de Software Libre, en general, permiten copiar, modificar y distribuir el código fuente, y es el autor el que reconoce la posibilidad de realizar estas acciones con sus contribuciones.

Linux solo sirve para servidor y no para escritorio. FALSO. Los inicios de la informática se basaban en sistemas usados en grandes ordenadores, que se usaban principalmente como servidores. Después aparecieron los microordenadores, para uso doméstico y en oficinas. Gran parte del avance del Software Libre es gracias al uso de los sistemas de ventanas y el ratón, que facilitan su manejo. Tecnologías como GNOME o KDE han catapultado a la fama al sistema operativo GNU/Linux, con mayor crecimiento que otras plataformas hayan tenido jamás.

Los trabajadores de Linux son más caros. FALSO. Los técnicos especialistas informáticos tienen un honorario similar en todas las plataformas tecnológicas, puesto que la base técnica en que está basado el Software Libre es similar al resto, aunque cambie su filosofía.

El Software Libre no es seguro. FALSO. Los comienzos de Internet estuvieron basados en Software Libre, y aun hoy día es mayor el uso de este tipo de programas que el de empresas privadas. La seguridad de los sistemas informáticos privados, como Windows, ha sido nefasta a nivel mundial, debido principalmente al ataque de virus informáticos. Linux carece de ese tipo de problemas, y debido a su alto grado de seguridad, es usado hoy día incluso por NASA y diferentes gobiernos mundiales.

La formación en Software Libre es más cara. FALSO. Las personas técnicas que forman a los usuarios están igualmente especializadas en una y otra plataforma, y los usuarios que reciben la información no diferencian un tipo de software u otro, puesto que ambos están basados en ventanas y en el uso del ratón. El precio por tanto es el mismo, pues el contenido de un curso o plan formativo no influye en el coste de personal.

Windows es más barato que Linux. FALSO. La licencia de ese sistema operativo privado es muy elevada, llegando a ser un precio prohibitivo en muchos países del mundo. En el Software Libre no hay que pagar nada por cada aplicación que se copie, instale o use. Más de la mitad del coste de un equipo informático puede ser debido a esas caras licencias de uso, que en el caso de Linux no existen.

El modelo de negocio del Software Libre no es viable. FALSO. El nuevo paradigma consiste en ofrecer productos y servicios en base a ese software, sin cobrar por licencias de uso, sino por formación, instalación, mantenimiento, nuevos desarrollos, auditorías, etc, como hacemos en ANDALUX. Para el cliente es un gran ahorro, y una buena elección. Otras grandes empresas multinacionales y pequeñas compañías están ofreciendo este tipo de software por las ventajas que conlleva.

Linux no ofrece ningún tipo de soporte. FALSO. Cada día aparecen nuevas empresas que ofrecen soporte técnico a los clientes que se deciden por esta tecnología libre. ANDALUX es una de ellas, y ofrece soporte técnico a GNU/Linux y otras aplicaciones de Software Libre.

La ofimática de Software Libre es incompatible con MS Office. FALSO. El paquete ofimático OpenOffice.org es compatible con todos los formatos de documento de MS Office. Existen alternativas reales y funcionales. Recientemente se ha admitido como estandard los formatos libres de OpenOffice.org, y no los de esa empresa multinacional. En cambio, MS Office no puede leer los formatos de documento de OpenOffice.org, con lo cual hay una gran limitación si se prefiere pagar por MS Office.

El trabajo en red entre los ordenadores será casi imposible. FALSO. Precisamente Internet se ha creado gracias a aplicaciones del Software Libre, desde sus inicios y aun hoy en día. Es de todos conocido que las soluciones informáticas de cierta empresa multinacional solo han dado dolor de cabeza a los administradores de dicha Red.

El kernel de Linux está en constante actualización y por tanto es inestable. FALSO. Solo la primera parte del FUD es cierta, pues el núcleo de Linux evoluciona siempre para mejor, como es de esperar, algo que no pasa con los productos de cierta multinacional americana. Como es evidente, los nuevos desarrollos y mejoras del kernel se prueban, y no se dan por estables hasta que la comunidad de usuarios, empresas e instituciones haya confirmado que funciona perfectamente.

Reeducar a las personas aumentará tu TCO. FALSO. Las personas que ya conocen un sistema informático propietario como Windows, no tienen mayor problema para pasarse a Software Libre. El funcionamiento interno puede ser diferente, pero el usuario solo maneja el externo, es decir, las ventanas y los botones de los programas con su ratón y el teclado, como siempre.

Linux ha perdido su liderazgo en servidores. FALSO. Es ahora cuando más está creciendo, por encima de los productos de los rivales del software propietario. Es ahora cuando más se está usando Linux y el Software Libre para servidores, e incluso en el escritorio.

El Software Libre solo es para universitarios, no para profesionales. FALSO. Desde los inicios de la informática, el componente universitario siempre ha estado presente y ha sido el precursor de lo que conocemos hoy día en cuanto a nuevas tecnologías. Pero la colaboración de empresas, con los profesionales a la cabeza, ha hecho del Software Libre algo universal, al que puede acceder tanto un profesional como un usuario normal.


Fuente

Comments